“Count Down” ー Protegiendo nuestro cuerpo y nuestra fertilidad en la era moderna

Noticias de la Sierra de Cadiz Noticias sobre la sierra de cadiz y sus pueblos, información local sobre covid19 coronavirus

  “Count Down” ー Protegiendo nuestro cuerpo y nuestra fertilidad en la era moderna





“Las hormonas no tienen respeto. Las consideramos sustancias químicas escurridizas que nos ponen un poco de mal humor, pero estas pequeñas moléculas mágicas hacen mucho más. – Susannah Cahalan, autora, Cerebro en llamas




La mayoría de nosotros sabemos cómo lavar nuestros productos antes de comerlos y no poner el plástico en el microondas, pero ¿qué tal si guardamos la mantequilla de maní en recipientes de plástico o los ingredientes de ese nuevo lápiz labial que acabas de comprar en la farmacia? Muchos productos que damos por sentado pueden tener suficiente efectos nocivos para la salud y estos pueden manifestarse en un lugar inesperado: la fertilidad humana.



los realidad rica en químicos de nuestro mundo moderno ha llevado a una 59 por ciento soltar en el recuento total de espermatozoides de los hombres en los países occidentales desde 1973.



Epidemiología ambiental y reproductiva Shanna Swan, PhD ha estado estudiando el vínculo entre los productos químicos modernos y la fertilidad humana durante décadas. Su trabajo ha encontrado vínculos entre mujeres rebajadas Y fertilidad masculina y exposición a plásticos, pesticidas y otros productos químicos en los productos cotidianos que usamos. Para crear conciencia sobre este problema y los pasos que puede tomar en su vida para protegerse a sí mismo y a su familia de la exposición química, el Dr. Swan colaboró con el galardonado periodista y entrenador de salud Stacy Colino para crear una guía para aquellos que lo deseen comprender y abordar el problema.



en su libro Cuenta regresiva: cómo nuestro mundo moderno está amenazando el conteo de espermatozoides, alterando el desarrollo reproductivo masculino y femenino y poniendo en peligro el futuro de la raza humana, los autores hacen sonar una llamada de atención sobre los factores del estilo de vida y las sustancias químicas en el entorno moderno que están cambiando la sexualidad humana y poniendo en peligro la fertilidad a gran escala. Hoy compartimos un extracto del libro con seis estrategias que los consumidores pueden adoptar para protegerse (y proteger a sus hijos) de esta amenaza para la salud.



Cuenta regresiva: cómo nuestro mundo moderno está amenazando el conteo de espermatozoides, alterando el desarrollo reproductivo masculino y femenino y poniendo en peligro el futuro de la raza humana



En este momento, depende de nosotros, como individuos y consumidores, tomar medidas para proteger nuestra función reproductiva y la salud reproductiva de nuestros futuros bebés. Los peores delincuentes: Sustancias químicas disruptoras endocrinas (EDC, por sus siglas en inglés) que interfieren con las hormonas naturales de nuestro cuerpo y están destruyendo los componentes básicos del desarrollo sexual y reproductivo. Al tomar medidas clave para mejorar sus hábitos de estilo de vida (como se recomienda en el libro) y reducir la carga de exposiciones químicas de su cuerpo, mejorará su capacidad para preservar el conteo e integridad de los espermatozoides y su fertilidad, ya sea hombre o mujer.



Aquí hay seis formas básicas de protegerse en casa:



Elija alimentos frescos y sin procesar


Seguir con los alimentos frescos, especialmente frutas, verduras, nueces y semillas, y pescado, además de ser más nutritivos que los alimentos envasados, lo ayudará a reducir su exposición a los productos químicos. Durante el procesamiento, los alimentos envasados ​​entran en contacto con ftalatos, como DEHP y DBP, o BPA en el plástico o el revestimiento de la lata, y debido a que estos productos químicos no están ligados al material de envasado, pueden filtrarse en los alimentos. Incluso si la etiqueta dice libre de BPA o ftalatos, puede contener sustitutos como BPS y BPF para BPA o sustitutos de ftalatos que pueden ser tan tóxicos como los productos químicos que reemplazan. Lo mejor es tratar de usar menos alimentos enlatados y envasados ​​en general.



Reconsidere sus contenedores de almacenamiento de alimentos


“Count Down” ー Protegiendo nuestro cuerpo y nuestra fertilidad en la era modernaLos ftalatos y el BPA se utilizan en la fabricación de muchos envases para alimentos y bebidas; está expuesto a estos químicos disruptores endocrinos (EDC, por sus siglas en inglés) cuando ingresan a su comida o bebida o se liberan cuando estos recipientes se calientan en el microondas. Los envases de plástico que contienen ftalatos tienen el número 3 y v o CLORURO DE POLIVINILO en el símbolo de reciclaje. El BPA todavía se usa en muchas botellas de agua y recipientes de plástico y en resinas epoxi que protegen los alimentos enlatados de la contaminación. Para el almacenamiento de alimentos, la mejor solución es utilizar recipientes de vidrio, metal o cerámica con tapa o papel de aluminio. Si opta por contenedores de plástico, use esta rima para recordar qué códigos de reciclaje son más seguros y cuáles no: 4, 5, 1 y 2, todo lo demás te duele.



Presta atención a las etiquetas de los productos de cuidado personal


A veces, lo que verá es puro lenguaje de marketing, pero algunas frases pueden ser significativas. Los productos que llevan el Sello Orgánico del USDA, por ejemplo, deben contener al menos un 95 % de ingredientes producidos orgánicamente, lo que significa que han sido cultivados sin pesticidas, herbicidas, fertilizantes a base de petróleo u organismos modificados genéticamente convencionales; la etiqueta 100 por ciento orgánico indica que un producto solo contiene ingredientes de producción ecológica. A veces, lo que un producto no contiene se anuncia con la misma fuerza, y vale la pena mencionarlo. Algunos ejemplos: Sin perfume significa que no se han agregado perfumes o fragancias al cosmético o artículos de tocador; en cambio, se pueden haber usado aceites esenciales o extractos botánicos que tienen aromas para enmascarar el olor de los ingredientes base. Igualmente, sin parabenos Y sin ftalatos indicar que estos químicos no están en el producto. Evite los limpiadores y productos para el cuidado de la piel etiquetados antibacteriano; Agua y jabón normal es todo lo que necesita para limpiarse. Recuerde también que un producto de cuidado personal supuestamente libre de estos malos actores puede perder su integridad (su estado libre de ftalatos y BPA) si está en un frasco o botella de plástico, así que elija productos de vidrio siempre que sea posible. Material para Manualidades - Tienda online de materiales económicos para hacer manualidades: bisutería y complementos, scrapbooking, costura y labores. Material para manualidades



Escanear listas de ingredientes de productos


Claro, puede parecer que necesita un título en química para descifrar qué hay en los productos que está “Count Down” ー Protegiendo nuestro cuerpo y nuestra fertilidad en la era modernaextenderse sobre la piel, el cabello o el cuerpo. Pero puedes darle sentido a sus listas de ingredientes. En particular, evite productos que contengan los siguientes EDC u otros químicos dañinos: triclosán (a menudo en jabón líquido y pasta de dientes), ftalato de dibutilo o DBP (en laca para el cabello y productos para uñas) y parabenos como metil, etil, propil e isopropil. , butil e isobutil parabenos (conservantes que se encuentran en champús, acondicionadores, limpiadores faciales y para la piel, humectantes, desodorantes, cremas solares, pastas dentales y maquillaje). Para verificar de cerca los productos de cuidado personal que le gustan, consulte la base de datos “Skin Deep” del Environmental Working Group para obtener más detalles. Adoptar estos pasos selectivos puede marcar la diferencia: un estudio encontró que cuando las adolescentes cambiaron a productos de cuidado personal etiquetados como libres de ftalatos, parabenos, triclosán y benzofenona-3 (un compuesto orgánico que a menudo se encuentra en los protectores solares), sus concentraciones urinarias de estos químicos potencialmente dañinos se redujo del 27 al 44 por ciento en solo tres días.



Desterrar los ambientadores


Ya sea que esté usando un producto enchufable, una mecha o un ambientador en aerosol, deténgase. Todos estos contienen ftalatos y otros químicos potencialmente dañinos. Para mejorar el aroma del aire en el baño, use una aspiradora, abra una ventana o deje una caja abierta de bicarbonato de sodio en la habitación para que absorba los malos olores. Además, utilice productos de limpieza no tóxicos para el baño.



Prevenir la acumulación de polvo


Además de ser un alérgeno y una molestia antiestética, el polvo doméstico puede absorber y convertirse en un depósito de sustancias químicas tóxicas. No hay necesidad de convertirse en un fanático obsesivo de la limpieza, pero es aconsejable intensificar sus esfuerzos para quitar el polvo, especialmente porque el polvo doméstico contiene sustancias químicas tóxicas de los productos de la casa. Un estudio de 2017 encontró que cuarenta y cinco químicos potencialmente dañinos, incluidos ftalatos, fenoles, retardantes de llama sustitutos y sustancias perfluoroalquiladas (PFAS), se encontraron en el polvo en el 90 por ciento de los hogares muestreados en los Estados Unidos. Luego use un trapo húmedo en pisos de madera o cerámica. Limpia los muebles, los marcos de las ventanas, las molduras de las puertas y los ventiladores de techo con un paño de microfibra o algodón húmedo porque retienen mejor las partículas de polvo que otros (o secos). Quite el polvo de los equipos electrónicos, incluidos los televisores, a menudo porque son una fuente común de retardantes de llama. Abra ventanas y puertas mientras limpia y lávese bien las manos después de quitar el polvo y limpiar.



EN LA CUENTA INVERSA


En 2017, la autora Shanna Swan PhD y su equipo de investigadores completaron un importante estudio. Encontraron que durante las últimas cuatro décadas, los niveles de semen entre los hombres en los países occidentales se han reducido en más del 50%. Llegaron a esta conclusión después de analizar 185 estudios en los que participaron casi 45 000 hombres sanos. El resultado conmocionó a todo el mundo, pero la historia no terminó ahí. Resulta que nuestro desarrollo sexual está cambiando de maneras más amplias, tanto para hombres como para mujeres y también para otras especies, y que el mundo moderno está a punto de volverse estéril.



¿Cómo y por qué pudo suceder esto? ¿Qué está secuestrando nuestra fertilidad y nuestra salud? cuenta regresiva Desempaque estas preguntas, revelando lo que Swan y otros investigadores han aprendido acerca de cómo tanto el estilo de vida como la exposición a sustancias químicas están afectando nuestra fertilidad, desarrollo sexual, incluido el aumento potencial de la fluidez de género y la salud en general como especie. Al explicar de manera atractiva la ciencia y las repercusiones de estas amenazas globales y proporcionar pautas simples y prácticas para evitar de manera efectiva los productos químicos (desde botellas de agua hasta crema de afeitar) tanto como individuos como como sociedad, cuenta regresiva es al mismo tiempo una llamada de atención urgente, una lectura esclarecedora y una herramienta vital para la protección de nuestro futuro.



ACERCA DE SHANNA SWAN PH.D


“Count Down” ー Protegiendo nuestro cuerpo y nuestra fertilidad en la era moderna
Dra. Shanna Swan


Shanna H. Swan, Ph.D., es uno de los principales epidemiólogos ambientales y reproductivos del mundo y profesor de medicina ambiental y salud pública en la Escuela de Medicina Mount Sinai Icahn en la ciudad de Nueva York. Una científica galardonada, su trabajo examina el impacto de las exposiciones ambientales, incluidos productos químicos como los ftalatos y el bisfenol A, en la salud reproductiva de hombres y mujeres y el desarrollo neurológico de los niños. El Dr. Swan ha publicado más de 200 artículos científicos y ha sido objeto de una amplia cobertura mediática en todo el mundo.



SOBRE STACEY COLINO


“Count Down” ー Protegiendo nuestro cuerpo y nuestra fertilidad en la era moderna
Stacy Colino


Stacy Colino es una escritora galardonada que se especializa en temas de salud, acondicionamiento físico y psicológicos, y es entrenadora de salud certificada por ACE. Su trabajo ha aparecido en decenas de revistas nacionales y es coautora de los libros A prueba de enfermedades: la asombrosa verdad sobre lo que nos hace buenos, ¡fuertes es la nueva comida rápida magra y buena! inflamación emocional: Descubra sus factores desencadenantes y recupere el equilibrio en momentos de ansiedad.



¿Le gustaría saber más? mira el nuestro entrevista de podcast con Shanna H. Swan, Ph.D y Stacey Colino.





Contenido original



MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://fromthesource.link/2022/07/22/count-down-%e3%83%bc-protegiendo-nuestro-cuerpo-y-nuestra-fertilidad-en-la-era-moderna/
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail bitelchux@yahoo.es y retiraremos este contenido inmediatamente

Top 20